EL G20 CONTRA EL TERRORISMO

257
  • Italiano
  • English

Los Países del G20 se han comprometido a luchar contra “el creciente flujo de terroristas extranjeros”. Por tanto, el compromiso está escrito, muy detallado en el proyecto de documento final del summit de los Jefes de Estado y del Gobierno de los 20 países más industrializados en curso en la ciudad Turca de Antalya.  Los líderes del G20, de acuerdo con lo establecido en el proyecto del documento final, se han comprometido a compartir información de inteligencia, para controlar los cruces fronterizos y para aumentar las medidas de seguridad en el transporte aereo.

“Estamos preocupados por el agudo y creciente flujo de terroristas extranjeros combatientes y por la amenaza que esto supone para todos los Estados”, se lee en el borrador del documento final, en donde nunca viene nombrado el Isis. “Estamos decididos a hacer frente a está amenaza,” aseguran los líderes del G20 en el texto, en el que se especifica que se tratará de contrarrestar el extremismo violento y el reclutamiento, evitando de está forma el uso terrorista de las tecnologías, incluyendo Internet. “Cada apoyo para el terrorismo directo o indirecto, la incitación a los actos de terrorismo y la apología a la violencia deben impedirse”, se afirma en el proyecto.

El punto de inflexión, aplazado en varias ocasiones, ya está próximo. El gobierno de Obama está más que nunca convencido de la necesidad de cambiar de ritmo, para pasar a una estrategia más agresiva en la lucha contra el Isis. En primer lugar, ampliando la acción de Siria e Irak e intensificando la acción militar. Y, después de los atentados en París, un “guerrero renuente”como lo es el Presidente de los Estados Unidos debe rendirse a la realidad de los hechos. No se puede seguir ignorando algo como el Isis, que ya no es un conflicto regional, sino que se ha convertido en una verdadera guerra a nivel mundial. Con los Estados Unidos, al igual que Europa, como objetivo primordial.

Obama, después de haberse reunido con el Consejo de Seguridad Nacional en la Casa Blanca, ahora espera los respectivos encuentros en curso con los líderes del G20 en Turquía, donde se está tejiendo la tela para fortalecer la coalición internacional contra el Estado islámico. Coalición demasiado frágil hasta los momentos, fragmentada, dividida incluso en algunas ocasiones. Y si un pacto con Rusia para poner fin a la crisis en Siria se considera un paso fundamental, el otro pilar del plan de Obama es el de involucrar mayormente a Europa, instando a los países del Viejo Continente, hasta los momentos más cautelosos y reacios para brindar una mayor contribución también en términos de acción militar.

Mientras tanto, la Presidencia Luxemburguesa de la Unión Europea, ha convocado para el 20 de noviembre, un Consejo extraordinario de Ministros de Justicia y del Interior, para analizar y fortalecer la lucha contra el terrorismo, tras los atentados en París.

Por último en la noche, una verdadera lluvia de fuego fue lanzada por Francia en Raqqa, la “capital” del Estado islámico en Siria, donde habrían sido entrenados los bombarderos de París. Los raid alcanzaron “al menos 20 objetivos” estratégicos en la ciudad. Los Estados Unidos está proporcionando datos de inteligencia a Francia para la incursión en Siria, según el Wall Street Journal.

Traducción a cargo de Adriana Montiel

Avviso: le pubblicità che appaiono in pagina sono gestite automaticamente da Google. Pur avendo messo tutti i filtri necessari, potrebbe capitare di trovare qualche banner che desta perplessità. Nel caso, anche se non dipende dalla nostra volontà, ce ne scusiamo con i lettori.

No hay comentarios

Dejar respuesta